«Lo más oscuro y funesto de Polonia, se viene como una ráfaga de invierno!!»

Crítica realizada por Mutamorfo

Mystic Death Metal – Polonia 

Sin dudas el Este europeo, sabe de sufrimientos, horrores y tragedias. De eso, además de una alta dosis, de la oscura naturaleza humana, la muerte y su acecho, como también el Armagedón y la ira, son los nutrientes que alimentan a éste monstruo llamado SYMBOLICAL, proveniente de Varsovia, en la desgarrada Polonia. Éste engendro de 4 patas, emergió en una fría noche de invierno  en el 2013 y a la fecha ha desolado Europa y gran parte del mundo con 2 LP’s. Donde su anterior registro “Collapse in Agony”, del 2015, los puso  en condición de bestia esteparia.  SYMBOLICAL, a su vez nutre con su sangre al Death Metal, pero en una nueva corriente que según la propia bestia se apellida Mystic, por el alcance de sus letras y las atmósferas que recrean al atormentar los diversos instrumentos que rasguñan con sus extremidades.

Lo que nos entregan ésta vez, los hijos del rigor polaco, se titula “Allegory of Death” y es un LP de 11 emblemas ritualistas, macabros y depresivos, como no escuchaba en mucho tiempo y no me refiero a tonos o melodías pertenecientes al Doom o su infinitos infiernos de cruces con otros estilos… NO! Lo de SYMBOLICAL, está arraigado en el más profundo de los infiernos del Death Metal, al punto que posterior a su intro “Inner Struggle”, que es breve, profana y postrante, arremete “Fallen Renegate”, la que entra pateando todo, como si fuese un maldito himno extraído del Blessed are the Sick, con dobles bombos gatillados a mil, un sangriento blast beat, growl espectrales y profundos y guitarras desgarradoras de carne y almas sentenciadas. Pero no es una maldita copia… Ya que lo que ejecuta SYMBOLICAL, es un retorcido Death Metal, de funeral.

Temas con mucho peso y profundidad, de arrastrados riffs, los que van alternando veloces acordes con depresivos riffs cautivantes, propios de ensoñaciones oscuras. Las construcciones musicales, son densas y muy elaboradas. Van enhebrando maléficamente lo mejor del Death, del Doom, del Black y de los soterrados ambientes de desesperanza, torturas y ejecuciones masivas.

Los ritmos, van desde el furioso Death Metal al más cruento y blasfemo Black Metal, sin anclarse por mucho tiempo en ninguno de los estilos mencionados, sino que éstas corrientes musicales subterráneas, son simples caminos o recursos, para alcanzar el umbral de castigo contra la humanidad.

Si te quedan dudas, de si es o no recomendable, ésta nueva joya de los amigos de Vía Nocturna, es que estás totalmente perdido en los laberintos de dolor imperecedero.

Formación:

Cymer: Guitar, vocals

Sloq: Guitar, vocals

Daray/Pavulon: Drums

Lukas: Bass

Deja un comentario