“Ave Ex Deo, los seguidores del Death Metal te saludan!!!”

Por Luishard

Amigos de Dioses del Metal, seguramente algunos espíritus inmortales de los protagonistas de la II Guerra Púnica hayan dado su aprobación al tercer álbum de estos canadienses, Ex Deo, formación que data del 2008 y con dos discos anteriores, Romulus (2009) y Caligvla (2012). Con esos títulos tenemos claro que son unos forofos de la época romana.

The Inmortal Wars, lanzado el pasado 24 de febrero con el sello Napalm Records, es un sobresaliente disco de Death Metal sinfónico, donde a través de ocho canciones y algo más de 38 minutos, nos hace recorrer las gestas de Aníbal, la toma de Sagunto, el paso de los Alpes,  y su posterior derrota en Zama, todo ello plagado de momentos épicos, arreglos orquestales, atmósferas brutales y calidad, mucha calidad.

Quien sepa de que va la temática se verá transportado musicalmente a esos momentos históricos y eso es “culpa” de una producción magistral por parte de  Jens Bogren, consiguiendo que las épicas melodías se complementen con la guerrera voz de Mauricio y que el vendaval sinfónico  ideado por Clemens “Ardek” Wijers y Jonathan Lefrancois-Leduc no se arrugue antes las poderosas guitarras. Además, su orden cronológico bien respetado en las letras servirá para repasar Historia. Lástima que al ser Ex Deo un proyecto paralelo al de Kataklysm no lo vamos a disfrutar en directo. Pero si podemos hacerlo con esa magnífica portada de Eliran Kantor, con un Aníbal apesadumbrado por haber perdido a uno de sus elefantes.

Abriendo disco con el juramento de Aníbal a los  nueve años, “odio eterno a los romanos” a su padre Amilcar Barca, “The Rise of Hannibal» es un poderoso medio tiempo con melódicas guitarras y con unos pasajes musicales que hacen que “visualicemos” aquella escena, brutal!!. Tras tomar Sagunto a hierro y fuego con “Hispania (The Siege of Saguntum)”, en una acción audaz y violenta, responde a la declaración de guerra de Roma cruzando los Alpes con sus veteranos en “Crossing of the Alps”,  gesta no exenta de riesgos y que le costó muchas bajas, pero el éxito estratégico fue innegable, elefantes por baquetas dan ritmo a la marcha.

Tras la instrumental “Suavetaurilia (Intermezzo)”, donde musicalmente se resumen las cuatro victorias sobre las legiones romanas, culminando con la de Cannas, llegan los tambores de combate y la majestuosidad épica con “Cato Major: Carthago delenda est!”, la famosa frase del senador Catón el Viejo, representado por un cabreado Maurizio Iacono, que siempre terminaba sus discursos, de la temática que fuera, con su famosa frase “Carthago delenda est (Cartago debe ser destruida)”. No obstante, esto corresponde a mucho después, unos 50 años, justo antes del inicio de la III Guerra Púnica que finalizó con la aniquilación de Cartago.

Tras la derrota de Aníbal por Escipión el Africano en la violenta “Ad Victoriam (The Battle of Zama)”, donde olemos a muerte y destrucción a base de cambios de ritmos y parches asesinos, llega “The Spoils of War”, nos alejamos de la historia a base de romper el tempo y mucha exhibición orquestal, para finalizar con  “The Roman”, mucho violín y coral femenina al principio para mutar a un tema aniquilador sin pausa de guitarras legendarias, gran final!.  

The Immortal Wars es un sobresaliente disco conceptual que rezuma calidad por donde lo escuches. Sin altibajos, fluido, bien hecho en todos los sentidos, tan solo hay que disfrutarlo, así que la media de mis variables a valorar en este estilo sale de 9 puntos sobre diez. Un saludo metálico a todos.

 

Track List

  1. The Rise of Hannibal
  2. Hispania (The Siege of Saguntum)
  3. Crossing of the Alps 
  4. Suavetaurilia (Intermezzo)
  5. Cato Major: Carthago delenda est! 
  6. Ad Victoriam (The Battle of Zama)
  7. The Spoils of War 
  8. The Roman 

Formación

Maurizio Iacono. Voz
Stéphane Barbe. Guitarra
Jean-Francois Dagenais. Guitarra
François Mongrain. Bajo
Jonathan Leduc. Teclados
Oli Beaudoin. Batería

Escrito por Luishard 

Deja un comentario