La tristeza es la nueva belleza

Hay bandas en el mundo del Metal que hacen de la inquietud su leiv motiv a la hora de encarar sus discos, por la cual la experimentación los hace mutar de un estilo a otro aunque siempre manteniendo su esencia. Los suecos Katatonia indudablemente entran en esta categoría. Desde sus comienzos Doom/ Black en Dance Of December Souls (1993), virajes al metal y rock gótico en Discourage Ones (1998), mutaciones alternativas y progresivas en Viva Emptyness (2003) y en el arriesgado pero muy bueno Night Is the New Day (2009) y finalmente con experimentaciones electro acústicas como en el anterior Dethroned And Uncrowned (2013). Tipos valientes y creativos son el cantante Jonas Renkse y el guitarrista Anders Nystrom, ¡de eso no hay ninguna duda!

Nuevamente esa creatividad de color melancólico e introspectivo vuelve a ser demostrada en este sublime Sanctitude. Lo que nos ofrecen en esta oportunidad es un disco en vivo acústico donde la belleza y tristeza se fusionan para deleitarnos con suaves y soberbias interpretaciones en lo que es el repaso de su carrera en estas 17 versiones, que dicho sea de paso, siempre tuvieron ese halo y que aquí adquirieron dimensiones de cortesana hermosura.

Saben que vengo quejándome de los discos en vivo donde las estructuras de los shows suelen ser las mismas, pero esta vez creo que esa premisa le jugó a favor a Sanctitude, ya que no me imagino al público gritando todo el tiempo ante bellezas como la inicial In The White donde hacen gala de una sensibilidad pocas veces escuchada, con texturas y muchas mixturas ensambladas, lo que es algo digno de oír y dejarse llevar, pues ese es justamente el ambiente que se respira en el show. Así se suceden canciones como la hermosísima Teargas, One Year From Now (una de mis favoritas) Tonight’s Music, Undo You, Day, Idle Blood son instancias difíciles de describir y abarcar en materia de interpretación y belleza melancólica (el común denominador del disco) donde tal vez las más animadas Omerta y Evidence sirvan para descomprimir un poco el ambiente apesadumbrado. Para el final, cierran con una genial The One you are Looking For Is Not Here donde la voz femenina invitadale da ese contrapunto necesario para hacerla mucha más emotiva.

Tal vez, la única objeción que pueda hacerle es que las 17 canciones pueden llegar a saturar pero creo que también sería muy justo pegarle a la banda por eso ya que después de todo, están repasando su carrera de más de 20 años y por eso seguro que han tirado toda la carne al asador, ¡y vaya que lo hicieron!. A diferencia del patético One night in the Temple de Lillian Axe del año pasado y el apesadumbrado pero tedioso (para mi gusto) Damnation (2003) de Opeth, Katatonia arriesga nuevamente y sale indemne de la contienda. Estaría faltando a la verdad si no dijera que no es un disco para cualquiera sino para aquellos que deseen sumergirse es esa preciosa atmósfera que respira este Sanctitude, un absoluto y perplejo mar de belleza melancólica digno en el cual navegar.

A MI LISTA DE FAVORITOS DEL AÑO! GRACIAS KATATONIA!

 

Katatonia

Jonas Renkse. Voz y guitarra

Anders «Blakkheim» Nyström. Guitarra y coros

Bruce Soord. Guitarras

Niklas «Nille» Sandin. Bajo

JP Asplund. Percusión

Silje Wergeland. Voz en  The One You Are Looking For Is Not Here

 

Track List

1. “In The White”
2. “Ambitions”
3. “Teargas”
4. “Gone”
5. “A Darkness Coming”
6. “One Year From Now”
7. “The Racing Heart”
8. “Tonight`s Music”
9. “Sleeper”
10. “Undo You”
11. “Lethean”
12. “Day”
13. “Idle Blood”
14. “Unfurl”
15. “Omerta”
16. “Evidence”
17. “The One You Are Looking For Is Not Here”

 

Deja un comentario