«Cortes majos, con guitarras presentes, coros atractivos y estribillos envolventes.»

Crítica escrita por Rob Jalford

Por fin un disco de Harem Scarem que me convence bastante, desde los dos primeros, a comienzos de los noventa, incluso si me apuráis, el tercero y cuarto, el “Voice Of Reason” y el “Believe” que tenían buenos cortes, no habían conseguido cuajar un disco compensado y de calidad, inspirado. Sin dudarlo su disco debut y el “Mood Swings” son oro puro, de lo mejor de Hard AOR que he escuchado y el listón lo habían puesto altísimo.

Esa etapa que va del “Big Bang Theory” a la reedición de “Mood Swings” me resulta muy aburrida y falta de gancho, discos mediocres como “Rubber” (flirteando con sonido grunge o garaje), el “Weigh Of The World” o el “Human Nature” que pasan sin pena ni gloria y de los cuales rescatas 2 o 3 temas máximo, es para olvidar.

En esta ocasión, vuelve a currarse unos cortes majos, con guitarras presentes, coros atractivos y estribillos envolventes, aunque bajo mi punto de vista falta un poco más de caña y garra, mas onda Dokken o Winger, verdaderos pelotazos que peten estadios o algún tema más rápido ya que en general son todo medio tiempos y baladas.

Eso sí, la voz de Harry sigue siendo una maravilla, al igual que las guitarras de Pete Lesperance, que muestra su nivel y buen gusto componiendo solos melódicos en el puro estilo Neal Schon, clase a capazos.

Cortes como “Garden Of Eden”, “The Midnight Hours”, “Saints And Sinners”, “All I Need” o “Trouble Times” convencerán al seguidor de este género, recordando que los canadienses fueron muy muy grandes y que por suerte siguen en activo.

La única que me ha chirriado un poco es la Beatleliana “Early Warning Signs” que en algunos tramos me recuerda peligrosamente lo que hicieron con “Rubber”, por suerte es solo un tema.

La balada “Whatever It Takes” con ese intimista piano nos pega un buen subidón de nostalgia, perfectamente interpretada por Hess, así como “Never Say Never” (más intensa y eléctrica) y es que estos tíos saben componer lentas, te tocan la patata. “Stardust” cierra de manera digna e intensa un disco recomendable y que yo he colocado entre los mejores del año en el estilo.

Sin duda, Harem Scarem todavía tienen mucho que decir, confiemos rematen la faena con algún glorioso disco en el futuro, no son muy mayores y conservan el punch.

NOTA: 7.7  Jalfords.


MIEMBROS

Harry Hess: Voz y teclado

Pete Lesperance: Guitarra, bajo, teclado

Creighton Doane: Batería

Darren Smith: Coros

 

TRACKLIST

1. Garden Of Eden

2. Live It

3. Early Warning Signs

4. The Midnight Hours

5. Whatever It Takes

6. Saints And Sinners

7. All I Need

8. Troubled Times

9. Never Say Never

10. Stardust

 

Deja un comentario