¨¡La boda blanca de los ojos sin rostro continua!¨

Crítica escrita por christian darchez

Un placer. Que artistas tan carismáticos y entrañables como Billy Idol sigan en el negocio tendría que ser objeto de admiración y alegría, y no lo digo para dejen de abrirles el camino a otros artistas por venir, sino porque Billy es único, siempre transgresor y fiel a sí mismo, de esos que nunca defraudan. Desde sus comienzos punk con Generation X pasando a su exitosísima carrera solista en los ’80 con todo su desenfado y desenfreno sexual que supo parir piezas tremendas como ¨White Wedding¨, ¨Rebel Yell¨ ,¨Eyes Without A Face¨ y ¨Dancing With Myself¨ que hoy a mas de 30 años no perdieron vigencia.

Los ’90 no fueron nada fáciles para él (como muchos artistas que conocieron las miles del éxito la década anterior) tras la edición de ¨Charmed Life¨ (1990) su último gran éxito y ¨Cyberpunk¨ (1993) significó su primer gran fracaso de ventas, luego de eso vinieron algunas apariciones en el cine, compilados de grandes éxitos y presentaciones en VH1 donde lo homenajearon como se merecía. Algo que pareció animarlo a volver al estudio y en 2005 tras 12 años de ausencia discográfica regreso con ¨Devil’s Playground¨ y ¨Happy Hollidays¨ al año siguiente, un extraño álbum navideño.

El año pasado sorprendió a propios y extraños con un nuevo regreso tras 8 años de ausencia: ¨King & Queens Of The Underground¨, su décimo séptimo disco, para ir adelantando no hay grandes misterios en el universo musical del cantante inglés para los que ya lo conocemos. Es un álbum correcto y directo, tal vez algo disparejo en las variantes pero que extrañamente no desagrada en lo más mínimo. Tenemos canciones bien rockeras cortesía de su amigo de toda la vida, el guitarrista Steven Stevens como el comienzo con ¨Bitter Pill¨, la súper animada ¨Can’t Break Me Down¨ que pese a casi tener 60 años mantiene ese particular timbre vocal histérico e impertinente, el Pop sacrílego y agresivo marca ¨Idol¨ (quienes lo conocen sabrán de que hablo) hace acto de presencia en ¨Save Me Now¨ y en la furiosa ¨One Break Away¨, luego aparece la muy referencial y digna ¨Postcard From The Past¨, digo referencial por que se presenta como la prima lejana de ¨Rebel Yell¨ y ¨White Wedding¨ por su potencia, a partir de eso la introspección se apodera de Billy que baja las revoluciones en la biográfica ¨King & Queens Of The Underground¨ un raro experimento folk de ribetes medievales inédito para el pero de una belleza inusitada, añorando y lamentando los años dorados. Le sigue ¨Eyes Wide Shut¨ una balada melancólica que consigue conmover con lo justo pese a la regularidad de la performance de Billy, no corre la misma suerte ¨Ghost In My Guitar¨ una semi balada bien hecha pero que le quedo demasiado grande, la cosa se vuelve más terrenal otra vez con ¨Love And Glory¨ y el final toda potencia rockera con la veloz ¨Whiskey And Pills¨ que pareciera decir ¨a la mierda tanta nostalgia por el pasado, a enchufar la guitarra y hacer descontrol!¨ le da un buen cierre a un buen trabajo.

No vayan a tomar la introspección experimental de Billy como una orientación, sino que son más bien hechos aislados en el disco que cada uno tomará como mejor le parezca, yo por lo menos los recibí bastante bien y hacen de este ¨Kings & Queens Of The Underground¨ un disco muy digno para Billy Idol. Lo más seguro es que ya no vuelva a tener el mismo éxito que en los ’80 pero a él le debe importar 3 carajos, que las nuevas generaciones se rompan los cuernos por alcanzar ese éxito y después por mantenerlo, él ya lo supo probar. Recomendado para quienes no les moleste su música!

Dejemos a Billy bailar consigo mismo, que así está muy pero muy bien.

GRACIAS BILLY IDOL!

 

Billy Idol

Billy Idol: voz y bajo

Steve Stevens: guitarra

 

Tracklist

1. Bitter Pill

2. Can’t Break Me Down

3. Save Me Now

4. One Breath Away

5. Postcards From The Past

6. Kings & Queens Of The Underground

7. Eyes Wide Shut

8. Ghosts In My Guitar

9. Nothing To Fear

10. Love And Glory

11. Whiskey And Pills

 

Deja un comentario